23 ene. 2011

The Magnetic Fields, o cómo te atraparán en ellos

Stephin Merrit, principal pilar de la banda, es una persona en apariencia tosca, gélida, algo asocial, a veces obsesiva. Así se ha mostrado en numerosas ocasiones en sus entrevistas, a las que por lo visto imprime pausas prolongadísimas con sus respuestas, o incluso delante de sus magnéticos en los conciertos, seguramente influenciado por una enfermedad auditiva (hiperacusia)que padece y que le condena a tener que taparse los oídos en un concierto cuando le aplauden, a causa del dolor que le suponen. Pero bajo la voz grave de Merritt se esconde una fragilidad patente, la de uno de los mejores letristas que he escuchado jamás, verdadero poeta de historias de amor. De desamor más bien. No, miento. De cada una de las fases y las caretas del amor, del amable, del desgraciado, del nostálgico, del postizo.



Aunque realmente Stephin Merritt no habla de amor, sino de canciones de amor. El compositor neoyorquino reconoce que la cantidad ingente de música que compone, más que estar basada en experiencias vitales, está inspirada en su propia vida, es totalmente autobiográfica. Porque su vida es su discografía, es una inmensa colección que abarca todos los géneros musicales habidos por haber, de los que extrae lo mejor de cada ellos para suturarlos en sus canciones, unas extremidades biónicas perfectamente implantadas de modo que parecen absolutamente naturales. No miente cuando dice que su inspiración es la música. Las historias más emocionantes y los mejores sonidos de la música que Merritt escucha se extrapolan en The Magnetic Fields. Lo ha demostrado con I, Get Lost, Distortion… discos enormes, pero donde realmente desató su inmenso talento fue en su obra maestra, 69 Love Songs.

Y es que 69 Love Songs es una composición magistral. Si bien todas las obras maestras tienen algo especial que las caracteriza, ésta va más allá. Aporta algo que no se consigue con facilidad, aunque muchos lo intentan una y otra vez sin éxito. Es un álbum que, una vez lo has escuchado, o más que eso, una vez te has lanzado río abajo y has desembocado, has conseguido llegar hasta el final de la travesía de 69 millas que ofrece The Magnetic Fields, eres realmente consciente de dos cosas. Una es que tienes esa sensación irrevocable de que acabas de escuchar un álbum irrepetible, de los que no volverás a escuchar jamás. Quizás se acercarán pero siempre morirán antes de llegar a la cima. No porque no puedan ser mejores, sino porque éste parte de una idea única, aunando una cantidad de estilos brutal en un mismo pack de coherencia (con algún altibajo, por supuesto), pero siempre remando en las letras que fluyen en consonancia con los instrumentos que usa. Y la segunda es que, como río, la segunda vez que lo navegues nada será igual. El agua será parecida, pero sin embargo será completamente diferente y todo te parecerá distinto.

Lamentablemente, Merritt prefiere el proceso de grabar los discos en el estudio que tocar en directo, por lo que es poco probable que aparezcan por nuestro país y absolutamente imposible que se pasen por Alicante. Por ahora tendremos que conformarnos con escucharlos desde la distancia. Desde su pequeño estudio hasta nuestros auriculares hay miles de kilómetros, pero quién lo diría.

No puedo extenderme canción a canción porque podría estar horas y horas destacando temas y frases magistrales (como, ya puestos, el “Love is like a bottle of gin, but a bottle of gin it’s not like love”), pero abajo os dejaré unas cuantas para que quienes no lo conozcáis lo hagáis y, si os convence, los exploréis a vuestro ritmo y vayáis descubriéndolos a vuestra manera. También os dejo un PLAYLIST EN SPOTIFY, para los que lo tengáis, con mis canciones preferidas (no son pocas, pero el repertorio es importante). See you in this life, I hope, brotha.











5 comentarios >>:

Awesomeniggah dijo...

Geniales temas y grandísimo grupo.

Merritt y toda su obra es algo digno de mención. Mucho más que un buen compositor.

Marla dijo...

jj me encantan! me suscribo a tu ESPOTIFAI y además te he añadido como amiguito ! :D por cierto admiro q tengas ganas-tiempo-imaginación para actualizar, yo me siento incapaz hasta que termine los malvados exámenes.suerte!

Adriano dijo...

hombre, una a la que le gusta jj!!! GRACIAS, me gustaría suscribirme a tu playlist, pero no tengo ni idea de cómo hacerlo, sólo sé ver la de los amigos en feisbuk. Algún consejo? Acabo de terminar mis malvados exámenes, así que intentaré actualizar pronto, que llevo ya más de una semana con esto parao :)

Adriano dijo...

Vale, ya estás agregada como amiga, no he dicho nada xD

Postcards From The Room dijo...

Hey!
porque me he metido a la entrada anterior... que si no.. no me entero que me hiciste la pregunta de lo de mi nick y Beirut. La respuesta: sinceramente no sé si fué inspirado por esa canción, no lo recuerdo xD
pero es muy probable que así sea jaja

P.D: para otra vez, escribemelo en mi blog, más que nada porque sino, no me entero, y puede que nunca responda jajaj

Un saludo

Publicar un comentario